0 elementos
Comparte AlphaSalud

Toxina botulínica: qué es, para qué se utiliza y cuál es el procedimiento

La toxina botulínica es una neurotoxina elaborada por una bacteria denominada Clostridium botulinum. La versión más popular de esta neurotoxina por su uso en estética se denomina Bótox.

Partes del cuerpo en las que se utiliza e indicaciones en medicina estética:

Básicas:

  • Líneas del entrecejo (región glabelar)
  • Patas de gallo (región periocular)
  • Líneas horizontales de la frente (región frontal)
  • Elevación de la cola de las cejas

Avanzadas:

  • Arrugas perinasales (Bunny lines)
  • Arrugas perilabiales
  • Sonrisa gingival
  • Comisuras bucales descendidas
  • Contracción del mentón
  • Reducción del ancho mandibular (asociado a tratamiento del bruxismo)
  • Bandas platismales del cuello
  • Hiperhidrosis axilar y palmo plantar.

El uso de la toxina botulínica es ampliamente conocido en el campo de la medicina puesto que se viene utilizando desde hace muchos años en el tratamiento de diversas patologías como el blefaroespasmo, la distonía cervical, la espasticidad focal  en pacientes que han sufrido ictus, vejiga hiperactiva… con gran seguridad.

Qué personas no la pueden utilizar:

  • Personas que en el momento del procedimiento tengan inflamación o infección en los puntos donde se necesite inyectar la toxina.
  • Personas con un proceso infeccioso sistémico activo.
  • Personas con hipersensibilidad a cualquiera de sus componentes.
  • Personas con Miastenia Gravis, Síndrome de Eaton Lambert o Esclerosis Lateral Amiotrófica.

Procedimiento:

Tras la antisepsia de la piel, el médico realizará un marcado de las zonas de inyección. Te dirá que realices movimientos faciales para valorar la movilidad de tu musculatura facial y la formación de arrugas dinámicas con los distintos movimientos.

 

Tras el marcado se procede a administrar la toxina mediante inyección con aguja muy fina con lo que el procedimiento es mínimamente molesto. El procedimiento no suele tardar más de 30 minutos en realizarse.

Cuidados posteriores:

Durante las siguientes 4 horas a la inyección, el paciente no podrá frotar la cara, realizar ejercicio intenso o cualquier actividad que genere calor o humedad en la zona, tomar sol, acostarse o  agachar la cabeza. No se puede utilizar casco ni gorras durante estas 4 horas.

Efecto y duración

Con la aplicación de toxina botulínica conseguimos una relajación de la musculatura facial, que puede ser más o menos intensa, con lo que el paciente va a notar la desaparición de las arrugas dinámicas.

Es importante tener en cuenta el poder preventivo del bótox en las arrugas estáticas. Su uso evita que aparezcan arrugas que marquen la piel de forma irreversible.

Su efecto dura entre 4 y 6 meses. Existe cierta variabilidad individual en función del estilo de vida y de la propia idiosincrasia del paciente.

  • Precio: desde 350 euros el tratamiento completo de todo el tercio superior facial (arrugas frontales, arrugas del entrecejo y patas de gallo).
  • Promoción hasta el 15 de Diciembre 2021: Botox 350 euros + 1 sesión de Limpieza e hidratación profunda de regalo (Hydraskin)